¿Por qué nos salen canas?

Muchas personas se preguntan cuáles serán las causas de la aparición de las canas y cómo se pueden tratar. La realidad es que hay muchos factores que pueden afectar la velocidad en que el pelo se vuelva canoso. El factor principal es sencillamente la genética. Cada persona envejece según el código genético almacenado en su ADN. A veces, esto quiere decir que una persona puede llegar a los 80 años con el mismo color de cabello que tenía en su juventud, mientras que otra puede estar completamente canosa a los 25 años. Por supuesto que estos son casos extremos que se oponen entre sí, pero la mayoría de nosotros nos encontramos en un punto intermedio.

Según la Academia Americana de Dermatología, más de la mitad de la población mundial mayor de 45 años tiene el cabello canoso, aunque sólo una de cada tres mujeres lo mantienen en ese estado.

Las primeras canas llegan antes en los individuos blancos y en aquellos otros con rasgos orientales. Los primeros indicios de canicie suelen darse entre los 30 y los 40 años y tendrá la mitad de su cabello canoso en torno a los 50. Por su parte, las personas de raza negra empiezan a sufrir este proceso de decoloración más tarde. En concreto, a partir de los 45 años.

Todavía hay muchas cosas que la ciencia no ha descubierto acerca de las causas de la aparición de las canas. Factores como el estrés, la pobre o mala alimentación, ciertos problemas médicos y los efectos secundarios y las contraindicaciones de algunos medicamentos a menudo pueden afectar qué tan rápido y en qué medida una persona puede volverse canosa. En algunos casos, el cabello puede retornar a su color normal cuando estos factores desaparecen. Sin embargo, en la mayoría de los casos, las canas simplemente salen como una parte natural del desarrollo del cuerpo.

En la piel, algunas células se encargan de crear pigmentos. Estas células se llaman melanocitos y producen melanina. El tipo y la cantidad de melanina que producen son lo que le da a nuestra piel su color y lo que determina qué tan sensibles somos a los rayos UV del sol. También hay melanocitos en las células que componen los folículos capilares, cuya función es hacer crecer el pelo de nuestro cuerpo que también determina el color de nuestro cabello. Su cantidad y la combinación de estas melaninas es lo que crea cada tonalidad natural de color de cabello que encontramos en el mundo.

Por supuesto, cuando crecemos, las células de nuestro cuerpo comienzan a degradarse con el tiempo y van perdiendo calidad hasta que después de muchas reproducciones se desintegran y dejan de funcionar o funcionan mal. Cuando esto sucede con los melanocitos en los folículos capilares, el pelo que crece desde el folículo comienza a perder pigmentación, volviéndose más claro. Cuando dejan de funcionar por completo, el pelo se vuelve totalmente canoso. Debemos decir también que los folículos capilares operan independientemente unos de los otros. A ello se debe el hecho de que las canas aparecen de forma individual en cabellos sueltos.

Los científicos han descubierto ya un método que hace que el pelo vuelva a su estado natural cuando las canas aparecen por algún tipo de enfermedad, mala alimentación o por situaciones de intenso estrés, pero hasta ahora es imposible luchar con las que son producto de la edad y la pérdida de melanina.

Esta entrada fue publicada en Estilo de Vida y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s