Consejos saludables para la cena de Año Nuevo

Pixabay.

Pixabay.

Las cenas de Navidad y Año Nuevo pueden ser responsables de un no deseado aumento de peso en esta temporada. Pero también puede ser causantes de acidez estomacal y posibles trastornos digestivos, pues después de todo, en esta época nos exponemos a una variedad de alimentos y bebidas que no son los que se consumen cotidianamente. Es por eso que no están de mas algunos consejos para que estos deliciosos platillos no afecten nuestra salud.

En líneas generales, lo principal es cuidar la cantidad de comida que colocamos en nuestro plato. Eso es lo esencial. Y por supuesto, evitar alimentos que están prohibidos en dietas de pacientes con diabetes o problemas de colesterol, entre otros trastornos que deben seguir un control estricto de la dieta.

Puede ser de gran ayuda llegar a la cena con un apetito moderado. Por ello es bueno realizar un buen desayuno en la mañana y no saltarse el almuerzo, de manera que no lleguemos a la cena deseosos de comernos todo lo que hay en la mesa. Incluso puede ser de gran ayuda comer una pequeña merienda a media tarde, bien sea una fruta o un yogurt.

Si va a preparar un pavo, recuerde que no hace falta añadir acetie o mantequilla para su cocción, solo es importante perforar la piel en diversos puntos con un tenedor para que la grasa pueda escurrir. Recuerde descongelarlo con suficiente tiempo, pues en un pavo que se cocina sin descongelar completamente pueden quedar áreas crudas, susceptibles de tener bacterias. Es recomendable no consumir la piel del pavo, por su alto contenido en grasas y procurar preparar las salsas de la manera más lifgera posible.

Los restos del pavo pueden congelarse, pero deben ser consumidos inmediatamente después de ser descongelados y por ningún motivo pueden volver a congelarse. Así que si sobró mucho pavo, es preferible congelarlo en porciones separadas, para poder descongelar sólo lo que se va a consumir.

En el momento de la cena es recomendable servirse primero las verduras, así en su plato tendrá menos espacio para otros alimentos más ricos en calorías o en grasas no deseadas. Además de papas, pueden prepararse zanahorias, boniato, coles de bruselas, brócoli, berenjena y una gran variedad de verduras, ricas en vitaminas y muy saludables.

Es importante beber con moderación. El alcohol en exceso no solo tiene los efectos que conocemos sobre el sistema nervioso, además es una de las primeras causas del aumento de peso, y afecta de manera importante el hígado. Lo importante es beber con moderación, por ejemplo puede hacer una gran diferencia tomar un vaso pequeño para el vino, en lugar de uno grande.

Es así que no hay por qué negarse el disfrute de una delciosa cena de año nuevo en compañía de familaires y amigos. Lo principal es decidir qué se consume y cuánto, para mantener la ingesta dentro de un rango razonable para nuestra salud. Y recuerde que si usted sigue una dieta estricta por asuntos de salud, no deje de hablar con su médico para saber concerteza qué alimentos puede comer.

Esta entrada fue publicada en Estilo de Vida y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s